20 mar, 2021

A UN AÑO DEL LOCK DOWN


Hoy, hace un año exactamente, el 20 de marzo de 2020, nuestras puertas en San Huberto Lodge, como las de tantos establecimientos hoteleros, agencias, transportes, más un sin fin de otros rubros, se cerraban inexorablemente, apenas quedando abiertas las llamadas "esenciales" para la vida. 

Un gris de corte emotivo teñía nuestra cotidianeidad, aún peor que aquel color uniforme que nos cubrió por completo cuando sufrimos la caída de las cenizas del volcán.... El de 2015 era físico, era un agente natural contra el cual poco podíamos hacer, pero era conocido y sabíamos de sus consecuencias. Habida cuenta de la pasión por la pesca con mosca, nuestros huéspedes de otros años volvieron a visitarnos, aún sabiendo que iban a tener que extremar cuidados cuando los vientos levantaban esa fina capa de ceniza que, luego de un invierno nevador y una buena primavera, seguía siendo molesta.

Esa vez salimos adelante, las cenizas aún hoy se pueden ver en algún recodo natural, pero también sabemos que nuestros suelos patagónicos se vienen formando hace milenios a base de depósitos volcánicos. Esa es la Patagonia !!!! Ruda, ventosa, poderosa, intrigante ... bella, sana, generosa, ostentosa...

El 20 de marzo de 2020, sin embargo, el manto gris de la más absoluta incertidumbre llegó a la Argentina. Apenas 15 días antes se había confirmado el 1er caso de COVID 19 en suelo nacional y, ante la pandemia en la tranquera, cerramos las fronteras primero, cancelamos vuelos más tarde y redujimos la circulación rápidamente. Esta vez, el fenómeno natural era de otro tipo, apenas lo conocíamos y estábamos preparados al 0%.

El resto del año transcurrió entre barbijos, protocolos, distanciamiento, aperturas reducidas cautelosas y mucha angustia. El sector más castigado fue sin lugar a dudas, el turismo. Frente a los acontecimientos a nivel mundial, algo podíamos hacer y lo hicimos: trabajamos codo a codo en una sinergia sin precedentes en el rubro, para estar listos para operar en el marco de la mayor seguridad sanitaria posible, para brindar a las autoridades la certeza de que estábamos listos, en conocimiento, consentimiento y capacidad operativa. 

Llegó el tan ansiado verano para todos aquellos que operamos la pesca en la Patagonia. La avidez de viajar de nuestros compatriotas dio como resultado una temporada excelente para algunos, aunque muy magra para quienes operamos históricamente con un alto porcentaje de turismo internacional ya que las fronteras no se abrirían.

Creemos pues, que se trata HOY de una fecha muy elocuente para AGRADECER... Si, leyó bien: agradecer a muchos:

A los guías de pesca que supieron campear y acompañarnos en los procesos de cancelaciones y rollovers que todavía estamos sosteniendo para el 2022....., 

A nuestros colaboradores que han permanecido junto a nosotros dando batalla y sosteniendo las puertas abiertas a como dé lugar esta temporada

A los colegas que se sumaron para trabajar juntos para salir adelante (esto sí que fue un ganar-ganar), 

A las entidades empresarias que aún hoy siguen pujando para volver a cierta normalidad,  

A expertos en salud que, como en Dr Lucas Figueroa, nos dieron pautas claras para hacer las cosas bien,

Y MUY especialmente a nuestros huéspedes-amigos..... a los que no pudieron venir (por las más diversas razones: salud, economía, lock down, etc), a los que nos esperan, con sus reservas confirmadas y pasadas de un año a otro aguardando la reapertura general, y a los que pandemia mediante nos visitaron y volvieron, manteniendo con sus estadías nuestro emprendimiento y las fuentes de trabajo de nuestros empleados.

A un año del lock down en Argentina, seguimos trabajando, con la frente en alto, de la mano, de pie, confiando que el virtuosismo científico y la sensatez permitirán la pronta reactivación del turismo en general, dentro de un marco de seguridad, para bien de nuestro país.

COMPARTA